15/11/17
Ayudas para los coches menos contaminantes

El Plan de Apoyo a la Movilidad Alternativa

 

Está claro que los vehículos no contaminantes funcionan mejor cuando hay un apoyo gubernamental mediante ayudas y facilidades. El anterior Plan MOVEA, destinado a motos eléctricas y vehículos de gas natural, se agotó en cuestión de horas. Ahora, el Ministerio de Energía, Turismo y Agenda Digital aprueba el Plan de Apoyo a la Movilidad Alternativa (MOVALT) para incentivar la compra de vehículos de energías alternativas y la instalación de puntos de recarga eléctrica.

 

Este plan contará inicialmente con una dotación económica de 35 millones de euros, que más adelante se elevará hasta los 50 millones de euros.

 

Hasta 20 millones de euros serán destinados a favorecer la adquisición de vehículos de combustibles alternativos (GLP, gas natural, eléctricos y pila de combustible) y 15 millones de euros se dedicarán a la instalación de infraestructuras de recarga de vehículos eléctricos.

 

Este nuevo plan busca continuar con la labor de impulsar la movilidad sostenible llevada a cabo por diversos planes gubernamentales a lo largo de los últimos años.

 

Con suerte, el Plan MOVALT conseguirá hacer crecer el parque móvil de vehículos impulsados por energías alternativas. De este modo, las fuentes de energía en el transporte se diversificarán y se conseguirá reducir la contaminación del aire.

 

Tal y como informan desde el Gobierno central, junto al MOVALT-Vehículos y el MOVALT-Infraestructuras, en un futuro se lanzará una nueva línea de apoyo a iniciativas de I+D+i vinculadas con la movilidad eficiente energéticamente y sostenible. Se espera que en ello se inviertan 15 millones de euros adicionales.

 

 

Beneficiados por el nuevo Plan

 

Las ayudas irán destinadas a la adquisición de vehículos propulsados por Autogas (GLP), Gas Natural (GNC, GNL) o bifuel gasolina-gas, Eléctricos (BEV, REEV, PHEV), así como por pila de combustible. Los vehículos deberán ser nuevos o tener menos de nueve meses de antigüedad. Por otra parte, los beneficiarios de las ayudas podrán ser particulares, autónomos, pymes, empresas y administraciones públicas. La cuantía de las ayudas varía entre los 500 y los 18.000 euros en función de la categoría del vehículo (moto, cuadriciclo, turismo, furgoneta, camión) y la motorización (eléctrico, gas natural, auto gas o pila de combustible).

 

 

Mejora de infraestructuras

 

Bien es sabido que uno de los problemas que más preocupa a los dueños de enchufables es, precisamente, dónde enchufarlos. La autonomía limitada hace que los puntos de recarga se vuelvan un elemento fundamental a la hora de moverse sin problemas ni limitaciones.

 

Por ello el Plan MOVALT cuenta con 5 millones de euros para fomentar el despliegue de infraestructuras de recarga de vehículo eléctrico. Los beneficiarios, en este caso, podrán ser administraciones, empresas públicas y privadas. Las ayudas está pensado que cubran el 60% del coste de inversión en el caso de entidades públicas y PYMES, y del 40% para el resto de empresas.

 

El enfoque de las infraestructuras podrá ser tanto para uso público en el sector no residencial (aparcamientos públicos, hoteles, centros comerciales, universidades, hospitales, polígonos industriales, centros deportivos, etc.), como para uso privado en zonas de estacionamiento de empresas privadas. También podrán beneficiarse las que quieran su ubicación en la vía pública y en la red de carreteras.

 

 

¿Sabes cuáles son los coches que menos contaminan?

 

Tal y como hemos comentado muchas veces, las grandes ciudades son los lugares donde la contaminación se acumula más y los habitantes sufren sus consecuencias. Una de las grandes urbes más preocupadas por la calidad del aire desde hace años es sin duda Londres, la capital de Reino Unido.

 

Como otras muchas ciudades, Londres tiene sus propias medidas para limitar el tráfico rodado: tasas, control de matrículas… y ahora, además unas tablas de contaminación en uso real de cada coche que se han hecho públicas por parte de la alcaldía londinense. En estas tablas se encuentran 105 coches de gasolina que se encuentran un 25% por debajo de la normativa Euro 6c. Pero quizás lo más llamativo es que también hay 11 motores diésel que obtienen una calificación de A+ según el índice de calidad de aire de Equa (es decir, en condiciones reales de uso). Los coches con calificación A+ reducen las emisiones de NOx hasta un 180% por debajo de lo que exige la norma actual, vigente hasta 2021.

 

Si tienes curiosidad, no dudes en consultar este enlace para ver la información disponible a día de hoy. Por ahora, la web está en una versión beta, ya que aún quedan modelos por analizar. Equa es una organización independiente, que mide con precisión las emisiones reales de los coches que afectan directamente a la calidad del aire.

 

 

Un parque móvil de eléctricos e híbridos que crece poco a poco

 

Entre enero y octubre de este 2017, las matriculaciones de vehículos eléctricos e híbridos alcanzaron las 52.291 unidades, lo que es un 84,9% superior con respecto a los mismos meses del pasado año.

 

Si atendemos a las diferentes zonas, descubrimos que en Madrid ya se están registrando más de la mitad de las matriculaciones de vehículos eléctricos.

 

Si ya tienes un vehículo eléctrico o estás pensando en adquirir uno, presta especial atención a los neumáticos que le pones: elegir unas ruedas adecuadas puede ayudarte a tener hasta un 6% más de autonomía. Este es el caso de los neumáticos MICHELIN Energy EV, especialmente creados para ofrecer un ahorro excepcional y para evitar el derroche de energía.